El caso Lis.

Ref: ECL01

Plazo de entrega: Entre 3 y 7 días
 10 unidades en stock

Novela ambientada en la Casa Lis de Salamanca, actual sede del Museo Art Nouveau y Art Déco, y centrada en una historia policíaca en torno a un crimen.

15,48

 4,00% IVA incluido

Unidades:


Añadir a la cesta

Detalles

Idioma: castellano.

Páginas: 310.

Tapa blanda: 18,00€

Tamaño: 15x21

Esta novela comienza con una llamada, la que le rompe el sueño a Villaamil, Inspector de la Brigada de Patrimonio, comunicándole un crimen sobrecogedor y horriblemente escenográfico dentro de un museo modernista no es más que un detonador, que rompe las costuras de su vida y le lleva a un universo desconocido y le enfrenta a sus propios fantasmas. Ni todos sus viajes, ni su pasado en la interpol, ni su descreída experiencia vital, le han puesto nunca tan a prueba. Villamil, hijo de anticuarios, culto y apasionado por el arte descubre entre las calles doradas de Salamanca, los cafés de Madrid, una galería de Londres o una Quinta de Sintra, que nada es lo que parece y que no lo ha sido nunca. Sentirá, atónito, en medio del frío y la noche cómo la vida a veces puede plantearse dar segundas oportunidades. Buscará debajo de cada piedra una explicación y un culpable cuando puede que nada exista, al tiempo que se deja embriagar por la magia que hay tras unos muros fríos, tras unos ojos, o unos labios o tras un universo extraño de muñecas antiguas. No hay mejor forma de conocer la ciudad que acompañando a Villaamil en su caos interior, que al tiempo quiere poner orden en un mundo exterior que no tiene respuestas, o tal vez sí.

El autor, Javier Almendral, es arquitecto y urbanista por la Universidad Politécnica de Madrid. Se ha formado además en Suecia, leyendo novelas de Mankell, al sol de media noche, y en Italia, país por el que siente una gran admiración. En Milán, se dejó la piel para enamorarla viendo Cinema Pardiso y casarse , entre viñedos, en una colina de la Toscana. Tras un tiempo trabajando en Nueva York, ciudad que le marca el carácter, asomado a una escalera de incendios del SoHo que miraba al Empire State, regresa a Madrid, donde no sólo desarrolla su profesión de arquitecto sino que se especializa en consultoría estratégica y banca privada. Nunca ha cesado su pasión por la literatura, que nace en los fríos inviernos de Salamanca y se desarrolla en el tiempo entre viajes, decepciones, idiomas, sentimientos, alegrías, arquitectura, playas de Punta del Este y el día que ella le enseñó Buenos Aires. Admira a los clásicos españoles aunque Shakespeare le conmueva más. Pero sus fuentes, podrían acercarse más a la lírica del cine italiano con toques de Woody Allen y gusto a los maestros de la arquitectura renacentista que seguían a Bramante, si eso fuera posible. Porque como dice el viejo proverbio, uno no llega a ser jamás lo que iba a ser, sino la conjunción de todo lo que le ha dejado una huella.




Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al continuar navegando, aceptas el uso que hacemos de ellas [+]. Aceptar.